Home / Noticias / Ambiente / Bautizan a mosquito como «coronavirus»

Bautizan a mosquito como «coronavirus»

El equipo de la Universidad de Prishtina descubrió a Potamophylax coronavirus en un arroyo en el Parque Nacional Bjeshkët e Nemuna en Kosovo hace algunos años. A pesar de ello, no fue sino hasta la actual pandemia que sus integrantes lograron describir a detalle tanto al macho como a la hembra, aunque de esta solo consiguieran un espécimen.

P. coronavirus es un insecto volador de color marrón y con alas alargadas, pero que pese a ello ha mostrado una actividad de vuelo muy limitada. Es bastante similar a sus congéneres Potamophylax juliani y Potamophylax winneguthi, aunque es notoriamente más pequeño.

Los investigadores lograron observarlo a finales de septiembre, octubre, noviembre y principios de diciembre; de ahí que indiquen que la especie tiene un período de vuelo otoñal.

Además, durante el recorrido en el parque de Kosovo lo encontraron en dos localidades dentro de un perímetro de 3 kilómetros, en áreas abiertas de manantiales, muy por encima de la línea de los árboles.

Es importante aclarar que los insectos voladores y los virus son grupos de organismos totalmente diferentes, aunque algunos insectos puedan transmitirlos a otras especies.

En este caso, la idea de entremezclarlos y otorgarle el tan temerario nombre de coronavirus al nuevo insecto surgió de dos situaciones surgidas durante el estudio de la especie.

Una de ellas es, como mencionamos al principio, que el artículo descriptivo se redactó en el transcurso del brote de COVID-19. La segunda es una metáfora que plantea que hay otra pandemia silenciosa que ocurre en organismos de agua dulce en los ríos de Kosovo.

Esta pandemia parece ser resultado de la contaminación y la degradación de los hábitats de agua dulce, así como del aumento de la actividad de las centrales hidroeléctricas mal administradas. P. coronavirus es particularmente sensible a las actividades en curso en el río Lumbardhi i Deçanit, por lo que estas actividades podrían marcar el inicio de su extinción.

“Esta investigación destaca las montañas Bjeshkët e Nemuna como un área importante, que alberga especies raras de moscas caddis, que están, al mismo tiempo, en grave peligro de extinción por las actividades en curso que causan la degradación de los hábitats de agua dulce”.

Acerca Roberto Hernández

Avatar

De interes

Angélica Fuentes Téllez

Recuperación económica, sólo con impulso de mujeres: Angélica Fuentes

México, 21 de octubre de 2021.- Por su fuerza de trabajo, contribución a la equidad de …