Foto: El Hubble capta la estrella más lejana jamás vista

Hubble

El telescopio espacial Hubble captó la estrella individual más lejana que se haya observado hasta ahora, brillando a 28.000 millones de años luz de distancia. Y la estrella podría ser entre 50 y 500 veces más masiva que nuestro Sol y millones de veces más brillante.

La estrella se llama Earendel que significa “estrella de la mañana” en inglés antiguo. Se encuentra en una galaxia que fue ampliada y distorsionada por lentes gravitacionales en una larga media luna que los científicos nombraron el Arco del Amanecer.

Esta observación rompe el récord establecido por el Hubble en 2018, cuando observó una estrella que existió cuando el universo tenía unos 4.000 millones de años. Earendel está tan lejos que la luz de la estrella tardó 12.900 millones de años en llegar hasta nosotros.

Un vistazo al origen del Universo

Los astrónomos quieren saber más sobre la composición de la estrella porque se formó al principio del universo, mucho antes de que este se llenara de los elementos pesados creados por la muerte de las estrellas masivas.

James Webb podría revelar si Earendel está formada en gran parte por hidrógeno y helio primordiales, lo que la convertiría en una estrella de la Población III, las estrellas que se supone que existieron poco después del Big Bang.

Y el telescopio Webb puede ayudar a los astrónomos a encontrar estrellas aún más lejanas de las que puede encontrar el Hubble.

«Con Webb, podremos ver estrellas aún más lejanas que Earendel, lo que sería increíblemente emocionante», dijo Welch. «Iremos tan lejos como podamos. Me encantaría que Webb batiera el récord de distancia de Earendel».

noticias relacionadas